Conecta con nosotros

Política

El gremio gastronómico contundente: «NO vamos a acatar el DNU presidencial»

Es porque el decreto presidencial establece que bares y restaurantes sólo podrán atender al aire libre, algo que el Gobierno no había anticipado.

Publicado

en

El DNU (Decreto de Necesidad y Urgencia) de Alberto Fernández que establece las nuevas restricciones sorprendió al sector gastronómico con una medida que no se esperaban: además de tener que cerrar a las 19 horas, bares y restaurantes sólo podrán atender al aire libre.

Ante esta noticia inesperada -ni el presidente ni sus funcionarios la habían anticipado- los empresarios del sector salieron rápidamente a advertir que «no van a acatar» el decreto y advirtieron que la restricción podría significar el cierre de 15 mil locales.

El DNU Nº 241 establece que entre las 6 y las 19, los locales gastronómicos del AMBA «solo podrán atender a sus clientes y clientas en espacios habilitados al aire libre». La norma deja sin efecto el DNU de la semana pasada que los habilitaba a atender adentro de los locales con un aforo del 30 por ciento.

Entre las 19 y las 6 de la mañana (el horario de mayor afluencia de clientes) los restaurantes, bares y cervecerías sólo podrán trabajar «en las modalidades de reparto a domicilio y para retirar en el establecimiento en locales de cercanía».

Leer también...  Por una resolución de ANAC, ahora EEUU es el que le impone requisitos a los vuelos de Aerolíneas

La publicación del DNU provocó una rápida respuesta del colectivo «Sillas al revés», que reúne a propietarios de locales gastronómicos afectados por las restricciones para enfrentar la pandemia, en coordinación con las cámaras del sector.

«El sector gastronómico no va a acatar el decreto», advierte el comunicado. «La gastronomía no contagia. Somos un espacio seguro para trabajar. Ya se comprobó que no somos foco de contagio y sí fuente de empleos», agregan.

Los empresarios califican como «inaceptable» la forma en que se manejó el Gobierno «sin diálogo y a escondidas». «Imposibilitarnos trabajar en el interior de nuestros locales no cambia el curso de la pandemia pero sí decide el futuro de pobreza en Argentina. Las pérdidas para los trabajadores del sector serán irrecuperables», alertan.

Alberto Fernández, presidente de Argentina.

«Esta restricción significa un nuevo atropello hacia nuestra industria. Este golpe hará que otros 15.000 locales deban cerrar y se pierdan cerca de 200.000 puestos de trabajo. A la fecha ya cerraron más de 10.000 locales y se perdieron 150.000 puestos de trabajo», señala la nota de los gastronómicos, que ya la semana pasada habían amenazado con una cautelar para frenar el cierre a las 23 horas.

Leer también...  El gobierno anunció un nuevo IFE de 18 mil pesos: cómo saber si te toca percibirlo

Finalmente, los empresarios gastronómicos llamaron «a la cordura» a Horacio Rodríguez Larreta para que no adhiera a esta medida y les permita «seguir trabajando con el aforo y los protocolos aprobados».-

Fte: lapoliticaonline.com

Opinión

La visión borrosa del intendente Fernando Espinoza para evaluar la inseguridad en La Matanza

La insistencia en un solo indicador como la densidad de población simplifica excesivamente un problema complejo y puede desviar la atención de las verdaderas soluciones necesarias para enfrentar la inseguridad en el distrito.

Publicado

en

16 de mayo – 2024 – Medir el índice de inseguridad basándose únicamente en la densidad de población es insuficiente y potencialmente engañoso. Al considerar una amplia gama de factores, desde la tasa de criminalidad hasta los recursos disponibles y la percepción de los residentes, se puede obtener una evaluación más precisa y efectiva de la seguridad en un distrito.

La seguridad ciudadana es un tema complejo que requiere un enfoque integral y multifactorial. En ese contexto (donde la seguridad ciudadana no parece ser una preocupación primordial) el intendente y sus funcionarios han expresado su particular enfoque en la medición de la inseguridad en el distrito.

Diversos expertos señalan que la administración está validando los datos de manera falaz, basándose únicamente en la densidad de población y obviando otros factores cruciales.

El enfoque unilateral bajo la lupa

El intendente Fernando Espinoza, y algunos de sus funcionarios, como el ex diputado Miguel Saredi, actual secretario de «planificación del municipio», han defendido repetidamente que «la densidad de población es un indicador primordial para medir la inseguridad en el distrito», en relación al resto de los partidos de la Pcia. de Buenos Aires.

Leer también...  Por una resolución de ANAC, ahora EEUU es el que le impone requisitos a los vuelos de Aerolíneas

Según sus declaraciones, una mayor densidad implica una mayor probabilidad de delitos, y este ha sido el principal argumento para justificar sus políticas de seguridad.

Sin embargo, algunos especialistas en criminología y sociología, argumentan que basarse solo en la densidad de población es simplista y puede llevar a conclusiones erróneas, por no decir sesgadas.

Factores clave que se están ignorando

1. Tasa de Criminalidad: Es fundamental considerar el número de delitos reportados por cada 1,000 habitantes, ya que proporciona una medida directa de la incidencia delictiva en la zona. Obviar este dato es dejar de lado una parte esencial del panorama.

2. Percepción de Seguridad: Las encuestas a los residentes sobre su percepción de seguridad son cruciales. La percepción de inseguridad puede afectar significativamente la calidad de vida, independientemente de la densidad de población.

3. Presencia y eficacia policial y judicial: La proporción de efectivos de policía por habitante, el tiempo de respuesta a incidentes y la tasa de resolución de crímenes son indicadores vitales de la efectividad de las fuerzas del orden y la Justicia, que no se pueden ignorar.

Leer también...  El gobierno anunció un nuevo IFE de 18 mil pesos: cómo saber si te toca percibirlo

4. Factores Socioeconómicos: El nivel de desempleo, pobreza y acceso a educación y servicios básicos son determinantes en la tasa de criminalidad. Ignorar estos factores puede resultar en políticas ineficaces.

5. Recursos disponibles: La disponibilidad de servicios de emergencia, centros comunitarios y programas de prevención del crimen desempeñan un papel crucial en la mitigación de la inseguridad.

6. Historial de violencia: Los registros históricos de violencia, incluyendo conflictos callejeros y violencia doméstica, proporcionan un contexto esencial sobre la evolución de la inseguridad en el área.

7. Ambiente urbano: La calidad del alumbrado público, el estado de las infraestructuras y la presencia de espacios públicos seguros también influencian significativamente la seguridad en un distrito.

Conclusión

La administración actual, encabezada por el intendente Espinoza, está siendo criticada por su enfoque limitado en la medición de la inseguridad, al basarse exclusivamente en la densidad de población y pasar por alto otros factores determinantes.

Este enfoque unilateral no solo es potencialmente engañoso, sino que también podría resultar en políticas de seguridad ineficaces. Es imperativo adoptar un enfoque integral y multifactorial que considere la complejidad de los factores que afectan la seguridad en el distrito. Solo así se podrán implementar estrategias efectivas que realmente mejoren la seguridad y la calidad de vida de los residentes.-

Leer también...  La acabadora

@RicardoDeLuca | De la redacción de Infocom.ar

Infocom La Matanza

Continuar Leyendo..

No te pierdas...